Propuesta de horarios escalonados son inviables: IP

El sector privado de Nuevo León no sólo insistió en que el gobierno estatal rectifique en su decisión de cierre de comercio y servicios los fines de semana, sino que calificó de inviable las propuestas de pedirle a las empresas establecer horarios escalonados, cambio del día para realizar el pago de nómina y la reducción del personal hasta en un 50 por ciento, dado que no todas están en condiciones de aplicarloGabriel Chapa Muñoz, presidente de Canaco Monterrey; Guillermo Dillon, director de Caintra; Jorge Moeller, presidente de Canirac, y Cecilia Carrillo, directora de Index, manifestaron que esas medidas son inviables.m{1139346}En conferencia de prensa que ofrecieron de manera conjunta, los organismos empresariales afirmaron que el cierre de ciertos sectores de la economía no ha reflejado en los indicadores ser una medida efectiva para disminuir los contagios, por lo que proponen que el Estado busque unas que beneficien la salud sin detener la economía, como se ha estado haciendo con éxito en otros países, principalmente asiáticos.Cecilia Carrillo, directora de Index, manifestó que la propuesta de horarios escalonados y cambio del pago de nómina al día lunes, se prestaría a ausentismo por parte de los trabajadores.“Para la industria manufacturera el adelantar pagos o realizarlo los lunes como propone el gobierno podría causar ausentismo, y el de darles mediodía para que hagan sus compras también causaría ausentismo y una fricción entre el patrón y el empleado, dado que la industria se basa en eficiencias y en tiempos y al realizar estos cambios en tan poco tiempo no hace una propuesta factible”. Dillon expuso que entre más abierto menos se concentra y mientras más se restrinja hay más concentración de gente, “nos parece que tenemos que abonar como sociedad trabajar en conjunto y respetar las medidas sanitarias que nos ayuden a cuidarnos todos mutuamente”.Chapa Muñoz enfatizó: “Las propuestas que hace el gobierno ofrece poco y exige mucho, nosotros pedimos que se abra la economía para todos”.Añadió que el diálogo con el gobierno está abierto y esperan que éste rectifique en su decisión que tomó de cerrar el fin de semana los establecimientos comerciales, servicios y restaurantes.Por su parte, Óscar Martínez, presidente de Coparmex, señaló que las estimaciones que el sector privado dio a conocer como pérdidas económicas por los tres fines de semana que deberán cerrar y que asciende a 7 mil millones de pesos, no es un dato sacado de la manga, sino que corresponde a cálculos basados en el PIB del estado, así que no es una exageración, tal y como lo mencionó el lunes pasado Roberto Russildi, secretario de Economía y Trabajo del estado.“Queremos pedirle al gobierno que todos podamos trabajar y nosotros estamos abiertos para buscar soluciones que abonen y no resten”, expresó Chapa Muñoz.Como un frente común, así se expresó el sector privado (Canaco Monterrey, Coparmex, Caintra, Index, Ccinlac y Canirac), quienes dejaron en claro que lo más importante para todos es la salud y refrendaron su compromiso de coadyuvar en todo lo posible para difundir y promover las medidas que han demostrado ser efectivas para disminuir los contagios, como lo han venido haciendo desde que inició la crisis sanitaria.Enfatizaron que el número de pruebas que se han realizado en este mes es significativamente mayor que en los meses previos, promediando 2 mil 753 en 7 días, cuando el promedio en noviembre, por ejemplo, fue de mil 592.​
Read More

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *